Cuando inicias la navegación o abres un mapa, komoot usa la brújula del teléfono para determinar y mostrar tu orientación. Cuando tu velocidad supera los 7 km/h, es el GPS del dispositivo el que determina tu orientación. Estos modos se pueden cambiar a tu gusto tocando los símbolos de orientación en la esquina inferior derecha de la pantalla de navegación.

iOS

En la app para iOS, hay tres modos:

  • Símbolo de la brújula azul: el mapa está orientado al norte y centrado. 
  • Símbolo de la brújula blanco: el mapa está orientado al norte, pero no centrado.
  • Símbolo de la brújula azul con una raya: el mapa sigue la orientación de la brújula (se activa automáticamente cuando la velocidad supera los 7 km/h).

Si tu orientación no se muestra correctamente en uno o todos estos modos, comprueba lo siguiente:

  • ¿Tiene el dispositivo una brújula integrada? 
  • ¿Está la Localización activada para komoot? Ajustes> Komoot > Localización > activar Cuando se use la app.
  • ¿Están activadas la calibración de la brújula y la calibración del desplazamiento? Ajustes> Privacidad > Localización> Servicios del sistema > activar Calibración de la brújula y Calibración del desplazamiento. 
  • Abre la app Brújula para ver si te pide que la calibres. Si es así, sigue las instrucciones en pantalla.
  • Recuerda descargar e instalar en el iPhone la versión más reciente de komoot para iOS.
  • Cierra la app y vuelve a abrirla.
  • ¿Has probado a reiniciar el teléfono? Eso hace que también se reinicie el chip GPS.
  • ¿Hay objetos magnéticos cerca del dispositivo? Por ejemplo, una batería de repuesto o un bolso con cierre magnético.

Android

En la app para Android, hay dos modos:

  • Símbolo del punto de mira: el mapa está orientado hacia al norte.
  • Símbolo de la brújula: el mapa sigue la orientación de la brújula (se activa automáticamente cuando la velocidad supera los 7 km/h).

Si tu orientación no se muestra correctamente en uno o todos estos modos, comprueba lo siguiente:

  • ¿Tiene el dispositivo una brújula integrada? Si no lo tienes claro, pregunta al fabricante.
  • ¿Está la ubicación activada? Opción 1: Ajustes> Ubicación> activar Utilizar ubicación; opción 2: Ajustes> Seguridad y ubicación > Ubicación> activa el botón de la parte superior.
  • Si el dispositivo tiene brújula integrada, ¿está bien calibrada? Activa la ubicación en el teléfono, abre la app Google Maps (si no la tienes, descárgala de la Google Play Store) y espera a que aparezca el punto azul que muestra tu ubicación. Tócalo y elige la opción Calibrar brújula. Sigue las instrucciones en pantalla.
  • Recuerda descargar e instalar la versión más reciente de komoot para Android.
  • Cierra la app y vuelve a abrirla.
  • ¿Has probado a reiniciar el teléfono? Eso hace que también se reinicie el chip GPS.
  • ¿Hay objetos magnéticos cerca del dispositivo? Por ejemplo, una batería de repuesto o un bolso con cierre magnético.

¿Fue útil este artículo?

Usuarios a los que les pareció útil: 987 de 1639
¿Todavía tienes dudas? Envía un mensaje

Artículos en esta sección